lunes, 18 de octubre de 2010

segundo capitulo.

 



Hay veces que, mi alma va enlazada con la soledad, y necesito de tabla tu amor, para hacerme a ella en mi tempestad, pensando en ti, paso el día pensando en ti.
Enséñame a escuchar tus labios, a leer el sol, llévame, a donde los sueños fabrican tu voz, pensando el ti, acuno mi alma pensando en ti….
Donde estas? Tengo miedo ayúdame a caminar pues nunca solo yo podre encontrar la forma de ser libre quiero descansar, pensando en ti, duermo el odio pensando en ti
Paso el día pensando en ti…
Una casa que parecía vieja, anticuada, muy, muy descuidada, parecía como si en ella no habitara ningún alma.
-¿podría esperarme?- pregunto Edward al conductor mientras habría la puerta.
-claro- fuera la respuesta de señor.
Bajo con miedo de pensar lo que podría encontrar. Al parecer nadie se encontraba en casa, el lugar de estacionamiento estaba vacio. Camino hasta la puerta y toco con un poco de vacilación. Una, dos, tres veces… silencio, el mas profundo y exasperante silencio. Incluso miro por una de las ventanas que se encontraban al lado de la puerta, no se veía rastro alguno de vida.
-quien tu buscas ya no vive allí- una voz femenina grito desde algún lugar del asfalto, volteo a ver solo para descubrir a una mujer de no mas de 25 años, era bastante alta, a pesar de que llevaba zapatos sin tacón. A pesar del todo, el cabello negro y el rostro el era muy familiar, que reconoció en cuanto pudo distinguir los lentes.
-¿Ángela?- pregunto mientras descendía del porche y caminaba apresuradamente hacia su dirección.
-vaya, a pesar de todo no olvidas Edward Cullen- su tono de voz era frio y acido, e incluso podría decirse que grosero, algo que no recordaba formaba parte de su antigua amiga.
-Ángela, ¿sabes en donde se encuentra la familia Swan?- recordó lo que acababa decir ella.
-No- fue su seca respuesta.
-Ang, por favor, por los viejos tiempos- suplico.
-Que hipócrita eres- soltó de repente- matas el corazón de alguien, y después crees que puedes aparecerte como si nada, pensé que eras una buena persona, que ella y tu debían estar juntos, ahora veo que mi concepto de ti era muy diferente a lo que en verdad eres,, sabes después de todo creo que fue una gran decisión que te hallas alejado de ella.- sin mas se volteo y le dejo con la duda.
¿ A que se refería con eso de que ellos ya no vivían aquí? ¿Acaso se habían mudado? ¿Acaso había sido por su culpa?
Un millón de dudas se arremolinaron en su cabeza, dejándole muy confundido.
Subió al taxi con una expresión muy sombría en su rostro, el conductor pregunto a que lugar iría, y Edward solo le tendió una hoja con la dirección a casa de sus padres. Teniendo la esperanza de que ellos pudieran darle un indicio sobre su ángel.
El camino se le hizo demasiado rápido, el taxista tuvo algunas dificultades para poder encontrar el camino a casa, estaba en medio del bosque, Edward sabia que no era normal que alguien viviera tan alejado de la comunicación, peros sus padres habían optado por un lugar de paz y privacidad para la familia.
Tomo un camino de terracería que se desprendía de la carretera, y de pronto estaba en la gran pradera en donde se encontraba la casa Cullen.
Parecía una eternidad desde que había visto por ultima vez la casa, como siempre tenia un toque único de sus padres, algo que desprendía calor de hogar, imponente con tres pisos, jardines esplendorosos, estructura de grandes ventanales y paredes blancas. Si, definidamente era su hogar. Recuerdos de toda su vida estaban albergados en su interior.
Le dio una buena propina al chofer, espero a que este se alejara para subir el pórtico con maleta en mano, ningún sonido alguno en el interior, su corazón estaba latiendo frenético, le emocionaba de sobremanera el volver.
Busco en el bolsillo de su cazadora, de ahí saco las llaves que con inquietud introdujo al cerrojo, este de inmediato se abrió.
Todo estaba como lo recordaba, el vestíbulo con su amplia iluminación, de allí las escaleras que descendían a la sala, las escaleras de caracol que daban a las habitaciones estaban casi enfrente de la puerta principal, en medio de las escaleras vio a su madre de espaldas.
-Carlisle, pensé que ya te habías ido…- en ese justo momento Esme volteo, su cara cambio a una expresión que no puede interpretar. Amor, alegría, jubilo, todo combinado.
Bajo corriendo las escaleras, e incluso los últimos peldaños los brinco, bajo su maleta al piso mientras estiraba los brazos para acoger a su madre entre ellos.
-Edward- lloro contra su pecho- hijo, estas en casa.
-Hola mama- dijo mientras sentía sus ojos un tanto acuosos, se sintió un tanto sentimental, pero siempre había sido así con su madr
-Edward Anthony Cullen, no es justo, no me dijiste que venias, no hemos sabido nada de ti en estos últimos meses jovencito- le regaño Esme por la falta de comunicación que había tenido con ella, mientras se secaba las lagrimas que corrían por sus mejillas. Sus ojos amielados, están oscurecidos, pero con un brillo que siempre la hacia ver tan hermosa y maternal.
-lo lamento- fue su pobre excusa.
Su madre se aparto un poco de el, le examino de pies a cabeza, visualizando con especial cuidado aquello que le desagradaba.
-pero mira que delgado estas, ¿Qué nunca comiste?- dijo mientras le guiaba a la puerta de la cocina.
-no, nunca comí cosas como las que tu preparas- bromeo mientras su madre le daba un golpecito en el hombro con su palma y se ponía su mandil para cocinar.
Se sentó en una de las sillas que estaban en la barra, mirando como su madre buscaba en la alacena para preparar un desayuno.
-ponme al tanto, como te ha ido en estos meses.
-he tenido muchos trabajos, la escuela, los teatros, las presentaciones, créeme, a sido por falta de tiempo por no haberte llamado, no por que no quisiera.
-bueno eso ya no importa, lo que importa es que ya estas aquí, y estoy segura que no seré la única feliz- tenia una sonrisa picara en el rostro, estaba demasiado feliz por la vuelta de su hijo.
Siguieron hablando mientras ella cocinaba, le conto sobre la visita de su hermana hace algunos días.
-creo que si hubieras llegado hace tres días, la hubieras encontrado con nosotros, y de paso hubieras conocido a Jake, es un chico encantador.- dijo mientras ponía ante su hijo toda la comida que habia preparado.
-¿Jake?- pregunto antes de llevar un pedazo de hot Cake a la boca.
- Jacob, el novio de tu hermana.
- bueno, han pasad varias cosas desde que me fui, tal vez estoy un poco desorientado.
-tienes razón, han pasado demasiadas cosas…- de repente Esme, paso de una radiante sonrisa a una expresión muy triste y sombría, desolada.
-bueno- se excuso- debo ir al supermercado, hoy tenemos que motivo de celebración, ¿Qué quieres comer?
-me gustaría algo de lasaña- murmuro Edward recordando, era nuestra comida favorita, pensó mientras la recordaba.
-pues lasaña será- dijo Esme tomando su bolso y dejando a un lado el delantal.- ahora descansa, debió ser largo el viaje- le dio un beso en la frente, como cuando niño y salió dejándolo solo en la cocina.
Salió de la casa sin mas, Edward se quedo sentado un momento en la cocina, pensando ¿Por qué su madre había tenido esa expresión tan triste? Se sentía mal, profundamente preocupado por haber visto a Bella en donde esperaba encontrarla.
Se levanto y empezó a recorrer la casa de arriba a bajo, fue al estudio, donde se encontraban varios paisajes pintados por su madre y su hermana. Todo estaba como èl recordaba. Paso por las habitaciones, la de sus padres, de colores hueso y blanco, la de su hermana, que estaba algo cambiada, pero aun recordaba algunas cosas, como su viejo tocadiscos, además de discos antiguos de los Beatles.
Subió hasta el tercer piso, en donde se encotraba su habitación y una de huspedes, las dos estaban con un edredón muy similar, de color dorado. su cuarto estaba intacto, igual que como lo habia dejado la ultima vez, los discos, los libros, la televisión, las películas, el sillón negro, las paredes azules con el gran ventanal de la puerta francesa que daba a un balcón. Entro y empezó a visualizar los lugares que recordaba había compartido con Bella. Se sentó en la cama y se echo para atrás, apretando ligeramente el puente de su nariz.
Volteo y observo que en la mesita de noche se encontraba un estuche de CD vacio, lo reconoció casi de inmediato y se pregunto si seria posible lo que pensaba.
Prendió su pequeño reproductor de música y lo primero que escucho fue una hermosa nana, la nana que le había compuesto cuando para ella cuando la conoció. Todas las canciones que estaban en ese disco había sido compuestas por Edward mientras pensaba en su ángel, en Bella. No vio en que momento empezó a llorar, por tantos recuerdo que le vinieron de golpe, tan hermosos y definidos, que por unos momentos pensó que eran reales, que aquellos recuerdos eran su presente, y que los estaba viviendo en ese momento, pero la realidad era diferente, lo trajo de vuelta a su mundo, al mundo que el había elegido, al mundo en donde ella no estaba.
Apago el reproductor, y bajo rápido a la sala, tratando de escapar de los recuerdos, tratando de escapar de su vida, e incluso de el mismo.
Una vez allí vio su piano de cola, color negro, solitario, al igual que el dueño, se sentó en el banquillo que estaba enfrente de el y levanto el protector que cubría las teclas, paso delicadamente los dedos por ellas, cerro un momento los ojos volviendo a rememorar.
Inicio de flash back.
Sentía que alguien le miraba insistentemente por detrás de la espalda, pero no volteo, en vez de eso, siguió tocando, cambiando poco a poco la música, de claro de luna a otra completamente diferente, hasta que la canción era una suave y dulce nana, en ningún momento desistió, solo toco y cerro los ojos disfrutando de la música. Escucho como se acercaban a el sigilosamente.
Cuando concluyo la canción, volteo, para ver a una muy hermosa Bella tratando de ocultar una lagrima.
-¿Qué sucede?- se levanto asustado por ver como su ángel empezaba a contener el llanto.
-esa es una canción muy hermosa- dijo Bella mientras se limpiaba sus mejillas.
-¿te gusta?- pregunto algo entusiasmado. Ella asintió- -¿te digo un secreto?- le susurro ligeramente en su oído. Volvió a asentir- esta dedicada para el ser mas bello que e conocido, para la razón de mi existencia, para ti Bella.
Ella solo le abrazo y estampo sus labios con los suyos.
Te amo- fue la primera vez que le dijo aquella hermosa frase.
-yo te amo mas- dijo Edward mientras la sentaba junto a el, enfrente del piano y volvia a tocar su nana.
Fin de flash back
Empezó a tocar el piano, pero no era una música agradable, era melancólica, triste, demostrando los sentimientos atrapado en su interior con la fuerza necesaria como para matarle en vida.
Cuando la canción acababa sintió una fuerte impotencia cargada con ira, y golpeteo las teclas con fuerza, produciendo un sonido insoportable.
Cerro de golpe el piano y se tumbo en el sofá de la sala.
-¿en donde estas?- pregunto al vacio mientras volteaba su cabeza hacia la pared. Allí observo la fotografía de su graduación, tan radiante tan feliz, tan suya.
Y veía todo lo que había tenido y dejo escapar por ser un imbécil. Tal vez en realidad había sido una tontería volver, pues todo le recordaba a ella, cada cosa, cada rincón, todo.
Pero tal vez, el destino se apiadaría de el y le daría una segunda oportunidad, solo esperaba una señal, un rayo de esperanza.
Solo deseaba verla, estrecharla entre sus brazos y decirle que nunca la dejo de amar, nunca.
Pero ¿ tendría la oportunidad?
Hallo chicas, segundo capi, una pregunta ¿creen que Edward se merezca esa segunda oportunidad?
Tal vez si… o tal vez no :s
Por favor dejen sus sospechas, dudas, todo… :) y gracias por apoyar mi historia. :O
Les agradezco mucho.
Dejo mi alma en mis letras, por favor deja tu sombra al pasar.
P.D. la canción de este capi es de Mago de Oz, y se llama pensando en ti, es muy bonita y a mi me gusta.
a por cierto, tengo una viñeta que hace poco escribi la subire luego y por favor dejen sus comentarios y si les gustaria que la hiciera fic

10 comentarios:

nashkalight dijo...

pues no siempre no se merece nada jajajajaja q malaa bueno quizas si pero tiene q sufrir porr ser un ashhh esperoo q esto termine bienn segui asi me encantaaa

juliana gomez dijo...

aunque no quiera aceptarlo, eddy bede sufrir eso de dejar tirada al anovia cuando estaba embarazad es muy grave, la dejo sola en el momento en el que ella más le necesitaba eso fue una canallada y cobardí de su parte y no puede pretendervolver y que le den otra oportunidad así como así.

no entendí eso del novio de alice, jake es novio de alice? como así? eso esta sospechoso...

Twilightmaniaca dijo...

Si, estoy de acuerdo que Edward debe de sufrir, lo que hiso no puede ser olvidado tan facilmente, si, debe sufrir tal como sufrio Bella cuando Edward la dejo sola, pero sera genial como se va encalzando toda la historia

Besos y sigue escribiendo!

Lullaby -Ѽ- dijo...

Auuu Edward!!! no te lo mereces!!! pero bueno, ojalá que te arrastre a sus pies, un hombre que quiere componer las cosas debería caer mil veces antes de obtener el perdón. Besotes Tokita!!!!!!!!!!

Geraldine dijo...

Woa!! Creo que si se merece sufrir pero no mucho jajajajja espero con ansias el proximo capítulo!!
BYE Besos!

May dijo...

solo decirte que te comento sin leerlo por que aun no he tenido tiempo, pero juro que lo haré. Un beso.

mary alice issabhella litthes dijo...

no lo se esta friste pero hasta hai
me dan ganas de patiarlo la verdad

Patricia dijo...

holaaa, me encanta la historia, esta super, yo creo q un poco de sufrimiento no le vendria mal a edward jejejeje asi aprende, besosss

Anónimo dijo...

hola
pobre edward pero creo que se merece lo que le esta pasando por haberse portado como se porto,actualiza rapido porfa ya quiero leer lo que sigue,ya quiero leer cuadno hable con bella cuando el siguiente capi

Lumy Cullen dijo...

Chica el capí estuvo excelente. Edward se merece sufrir, por lo que hizo, ya que Bella debe haber sufrido encantidad!!! Todo lo que esta sintiendo lo tiene merecido. Estoy con las chicas, debe hacer muchos meritos para que Bella lo perdone, ya que se comportó como un patan por pensar solamente en sus sueños. Me encantá la historia, espero leer más. Te envío muchos saludos!!!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...